Anuncios

22 de marzo de 2011

EL JARDIN DE ACLIMATACIÓN DE LA ORTAVA

El jardín de aclimatación de la Orotava, conocido como jardín botánico, se encuentra ubicado en la localidad tinerfeña de Santa Cruz y es otro de los jardines que he tenido la suerte de poder visitar.
La idea de la creación de este jardín surge por la necesidad de aclimatar las plantas que procedían de las colonias españolas de América y Filipinas para su posterior implantación en el Real Jardín Botánico del Paseo de Prado. Por ello Carlos III, por Real Orden de 17 de Agosto de 1788, designo a D. Alonso de Nava Grimón, Marqués de Villanueva del Prado, para la ejecución del proyecto.
Galería de Imágenes: Jardín de Aclimatación de la Orotava
El arquitecto Diego Nicolás Eduardo fue el encargado de dar forma al jardín y el naturalista francés Ledru, el encargado de realizar un primer catálogo de especies cultivadas y su ordenamiento según la clasificación de Linneus de 1753.
El jardín pasa por distintas etapas y por distintas manos hasta llegar a la actualidad. Tras la muerte en 1832 del Marqués, se hizo cargo del jardín la Real Sociedad de Amigos del País hasta 1851, fecha en la cual pasó a manos del Servicio Agronómico de la Provincia de Canarias.
En 1906 se hace cargo del jardín botánico La Cámara Agraria de la Orotava, en 1941 pasa a depender del Instituto Nacional de Investigaciones Agronómicas y, desde 1983, está a cargo de la Comunidad Autónoma de las Islas Canarias (Instituto Canario de Investigaciones Agrarias). Durante todos estos años el jardín, como los elementos vivos que lo componen, evolucionó y se desarrolló hasta alcanzar el contenido y aspecto que tiene en la actualidad.
La superficie del jardín delimita un rectángulo perfecto orientado de Norte a Sur, partido por un eje longitudinal que comienza en un estanque rectangular, situado en el lado Norte del Jardín, y finaliza en el extremo Sur, donde nos encontramos con otro estanque más pequeño. A ambos lados del eje encontramos  parterres cuadrados con distintos compartimentos que se entremezclan con sinuosos senderos. En la entrada encontramos, a la izquierda y a la derecha, dos pérgolas sombreadas por trepadoras, mientras que el cerramiento es de hierro forjado, instalado sobre un murete de mampostería decorado.   
Al ser un jardín botánico que cuenta con más de 2500 especies vegetales, no voy a describirlas todas, pero si destacaré aquellas que más me llamaron la atención. Por ejemplo, las Araucaria spp. (Araucaria) de gran tamaño, o el helecho arbóreo procedente de México (Cibotium schieder Schlechtend et cham), y por supuesto plantas típicas de las islas como Dracaena drago (Drago), Strelitzia regina (Flor del paraíso), Musa paradisiaca (platanera), o Pinus canariensis (Pino canario). También contiene especies de interés científico como Ginkgo biloba (Árbol de los escudos). Para resumir, podemos decir que cuenta con importantes colecciones de plantas tropicales y subtropicales, entre ellas variedades de Palmeras, Bromeliáceas, Aráceas, Cactáceas o Moráceas, de gran valor paisajístico, económico y ornamental.  
Como elementos no vegetales hay que destacar la alberca rectangular del lado Norte. Esta alberca se encuentra a mayor nivel sobre el terreno; para acceder a ella hay que subir por una escalera de piedra y una vez arriba se puede contemplar como se refleja en el agua el jardín, dando la sensación de no tener fin.

9 de marzo de 2011

FLORAURBANA 2011

La VII edición de Floraurbana, Feria Nacional de Jardinería Urbana, Paisajismo y Ciudades Verdes abre sus puertas del 31 de Marzo y al 4 de Abril, en el Recinto Ferial de Tablantes de Espartinas (Sevilla). Además de stands profesionales de viveros y jardinería contará, como en ediciones anteriores, con las Jornadas Técnicas, que este año desarrollaran el tema La Flora Urbana en el Verde Urbano. Así mismo, presenta un amplio programa de actividades complementarias, entre las que destacan la proyección fotográfica Jardines Maravillosos a través del Mundo, teatro infantil, exhibición de aves rapaces o paseo en globo aerostático.
Más información en: www.floraurbana.com

7 de marzo de 2011

COMO COLOCAR CÉSPED EN TEPE


En la actualidad se realiza con frecuencia la implantación de la pradera de tepe frente a la siembra de pradera convencional.
Pero, ¿qué es el tepe?
Placa de Tepe colocada en el jardín

4 de marzo de 2011

PLANIFICACIÓN Y DISEÑO DE JARDINERÍA: INTEGRACION DE ELEMENTOS EXISTENTES

En el siguiente ejemplo de diseño de jardín vamos a integrar elementos existentes previos a la construcción del mismo. La parcela que nos ocupa se encuentra ubicada en una urbanización en Sevilla, pero muy cercana a la provincia de Huelva, rodeada de campos de olivar.
Contamos con elementos existentes, como un Quercus ilex (Encina, nº 10), de gran porte que se quiere mantener en el jardín al lado de la piscina.

Pulsar para ver ampliado
 
También, como elemento existente, contamos con un muro de mampostería antiguo, el cual presenta una parte del mismo circular. Con respecto a este tipo de construcciones podemos decir que son elementos que pueden quedar muy bien integrados en el jardín, pero es importante asegurarnos de que los muros queden seguros para evitar posibles derrumbes. En este muro vamos a colocar Philadelphus coronarius (Celinda, nº 28), trepadora de flor blanca que unido a nuestro muro antiguo creará un rincón único en el jardín.
Para continuar con el cerramiento, disponemos de un muro de separación con la entrada de la cochera que cuenta con una jardinera de escasa profundidad; por ello tendremos que colocar en esta jardinera una especie con raíces que profundicen poco, por lo que propongo Mesembryanthemus spp. (Mesem, nº 25). En cuanto al cerramiento exterior de la parcela, contaremos con un seto de Cupresus sempervirens (Seto de Ciprés, nº 24), el cual se extenderá hasta la parte  trasera de la propiedad.
Si nos vamos a la entrada de la vivienda, junto al camino se ha proyectado un espacio en el que vamos a crear una superficie irregular de gravilla blanca decorativa (nº 3), delimitada por bordes de metal flexible (nº 1),  y colocando a ambos lados del camino tres Buxus sempervirens de bola (Boj de Bola, nº 2). También dispondremos dos alcorques circulares, uno a la izquierda y otro a la derecha del citado camino, en los que plantaremos dos Albizia julibrissin (Acacia de Constantinopla, nº 4), y bajo estas, una superficie con gravilla decorativa blanca (nº 3), delimitado por borde de metal flexible (nº 1). Para terminar con esta zona vamos a separar la entrada de la cochera colocando un seto de Berberis ottawensis “superba” (nº 26).
En la parte lateral de la parcela, enlazando con la entrada, se ha proyectado una sucesión de árboles y arbustos. Nos encontramos primero con un grupo de Cupresus sempervirens “stricta” (Ciprés piramidal, nº 5), en cuya base propongo una masa arbustiva de Chrysanthemus frutescens (Margarita, nº 6). Siguiendo este conjunto vamos a plantar un Populus alba “bolleana” (Chopo piramidal, nº 27), y una sucesión de tres Grevillea robusta (Roble australiano, nº 13), separados por masas irregulares de Cineraria maritima (Cineraria, nº 17).
En cuanto a la zona trasera del jardín, plantaremos un ejemplar de Olea europea (Olivo, nº 20), arropándolo con Cotoneaster horizontalis (Cotoneaster, nº 14), y una masa arbustiva de Viburnum tinus (Durillo, nº 16). Al Durillo le seguirá Retama monosperma (Retama nº 7), Nerium oleander "nana" (Adelfa enana, nº 8), y un conjunto de aromáticas variadas de Rosmarinus officinalis y Lavandula angustifolia (Romero y Espliego, nº 9).
Para el diseño que rodea la piscina, vamos a instalar una superficie con tarima de madera, ya que en esta zona el propietario desea una zona “chillout” que conecte con la vivienda.
En esta zona “chillout” vamos a formar una serie de espacios geométricos rellenos con gravilla decorativa blanca (nº 3), y formaremos unos arriates delimitados por borde de metal flexible (nº 1). En estos arriates vamos a plantar Bambusa sativa (Bambú, nº 22), y tres Lagerstroemia indica (Júpiter, nº 23). También vamos a poner Parthenocissus tricuspidata (Hiedra japonesa, nº 21), en la esquina de la casa.
Al otro lado de la pasarela de madera, junto a la Encina, pondremos una masa de Rosal floribunda (Rosal, nº 11), y en la esquina, un Laurus nobilis piramidal (Laurel piramidal nº 15). Terminaremos por tapar el muro de la entrada de la cochera con Bougainvillea spectabilis (Buganvilla, nº 29).
La piscina quedará rodeada por dos Schinus molle (Falsa pimienta, nº 12), y una sucesión de masas de arbustitos de Pittosporum tobira “nana” (Pitósporo enano, nº 19). Para completar el diseño instalaremos unos alcorques rectangulares de Hibiscus syriacus de copa (Altea de copa, nº 18), y bajo estas, una superficie con gravilla decorativa blanca (nº 3), delimitado por un borde de metal flexible (nº 1).
Como se puede ver en el plano adjunto, el diseño finaliza con una pradera de césped (nº 30), por toda la superficie de la parcela.
Para concluir podemos decir que las claves de este proyecto son:
1.    Integración de elementos existentes en el jardín: muro antiguo y Encina.
2.    Utilización de especies adecuadas en superficies de escasa profundidad.
3.    Un aspecto minimalista del jardín utilizando elementos como la grava blanca, metal flexible, o tarima de madera.
4.    Utilización de una gran cantidad de especies vegetales autóctonas, que requerirán un consumo menor de agua.                 

¿Te ha gustado este diseño? Participa dejando tu comentario al final de este post.