Anuncios

6 de febrero de 2015

Burle Marx: Paisajista del siglo XXI

Si en mi anterior post mencioné a los Hermanos Marx que sin tener nada que ver con la jardinería los relacioné con esta práctica, en este voy a escribir sobre otro Marx, Roberto Burle Marx, que a diferencia de los cómicos fue artista plástico, pintor, botánico y, por supuesto, paisajista. Eso sí, todos tienen en común, dentro de su propio arte, que nos han hecho disfrutar con sus trabajos.

Barra de Guaratiba, Rio de Janeiro

Comenzando el siglo XXI, cuando el paisajismo más influyente está encaminado hacia la New Weve of Perennials (nueva ola de perennes), donde se prima el uso de especies adaptadas, autóctonas o naturalizadas, que recreen el “paisaje dentro del paisaje”, como bien nos ha indicado Piet Oudolf, el mayor abanderado de esta nueva corriente, olvidamos que ya hubo otros que anteriormente practicaron una jardinería usando las plantas que se encontraban próximas, integradas con el medio. Nueva ola de perennes… ¿nueva?

Realmente es nuevo el uso de perennes, de paisajes que nos recuerdan casi exclusivamente a praderas y gramíneas ornamentales tan cultivadas en los últimos tiempos, pero no es tan novedoso el Naturscape o diseño de un paisaje natural. “Tengo cinco mil árboles y cincuenta mil plantas en Brasil entre los que puede escoger” declaró R. Burle Marx en 1979 y lo cierto es que con esta inmensa paleta de opciones no necesitaba ningún vegetal foráneo, lo importante era combinar los que disponía en armonía. Además, ya parte de un concepto que destaca sobre la new weve, el paisaje no es solo una pradera, en un paisaje puede (y debe haber también) hasta cinco mil árboles que le den verticalidad al foco de atención visual del diseño por aplicar el ejemplo del propio Burle Marx. Y aún así pueden ser muchos más los elementos diferenciadores del jardín constituyentes de paisajes: rocallas, estanques, movimientos de tierras, etc.

Es curioso que antes de los trabajos realizados por Burle Marx, las plantas utilizadas en los jardines de Brasil fueron de origen europeo, las únicas plantas autóctonas que se plantaban habían tenido un camino de ida y vuelta; después de ser usadas en el viejo continente regresaban convertidas en especies de enorme valor ornamental. Algo parecido ocurre en la actualidad aquí en España, se le da más importancia a la plantas que provienen del mercado holandés y ésta oferta/demanda hace que las plantas mediterráneas queden relegadas a un segundo plano en función de su éxito comercial.   
   
La vida del paisajista brasileño me recuerda un poco a la de Monet, por eso de la doble afición a la pintura y a la jardinería. Sus diseños se han visto impregnados de la dualidad de sus estudios, por un lado europeo, pues fue en Alemania donde estudio música y pintura, por otro lado, americano, ya que completó sus estudios de arquitectura y botánica en Río de Janeiro. El trazado proyectado en sus jardines recuerda al de los jardines en Europa. Formas sucesivas y equilibradas, curvas y rectas, de las que brota con exuberancia la amplia gama de flora local brasileña. Arte y jardinería entremezclados, impresionismo paisajístico, que confieren al ojo que lo observa la sensación de ser engullido por el entorno que lo rodea, sobrecoger, y al mismo tiempo es capaz de conferir una indescriptible sensación de intimidad.

Tal vez sus creaciones puedan parecer de estilo contemporáneo, efecto debido a la rigidez de las líneas que definen sus parterres. Es la vegetación la que aparece en su auxilio, rompiendo los esquemas establecidos y proporcionando una impronta característica que obtiene como resultado jardines originales, atractivos, exuberantes. Como botánico que era le dio importancia a las plantas y en especial son muy conocidas sus pruebas de contraste entre especies vegetales tapizantes y el resto plantaciones del jardín.

Roberto Burle Marx fue uno de las paisajistas más brillantes siglo XX, aún cuenta en la actualidad con gran cantidad de admiradores y estudiosos de su obra. Dejó un legado, el de espacios vivos basados únicamente en plantas autóctonas, jardines brasileños de aspecto naturalista que hacen su obra perfectamente aplicable a la jardinería del siglo XXI.

Barra de Guaratiba, Rio de Janeiro

Barra de Guaratiba, Rio de Janeiro

Palacio de Justicia, Brasilia 

Plaza Ademar de Barros, Sao Paulo

Sede Ministerio de Relaciones Internaciones, Brasilia

Fuente imágenes: wikimedia commons

Sígueme en:




También te puede interesar:


 
Muchas gracias por los comentarios al final del post.

No hay comentarios:

Publicar un comentario