Publicidad

30 de mayo de 2020

El psicoanálisis de Euphorbia milii

Existen algunas plantas que por alguna razón se te quedan marcadas a fuego en el subconsciente y cada vez que pasas cerca de ellas es como si un enorme cartel con luces de neón te indicara su presencia. Me pasa con Euphorbia milii y creo que la razón es la forma característica de sus flores, pues me parecen unos rojos labios dispuestos a dar un beso.

Flores y brácteas de Euphorbia milii
Flores y brácteas de Euphorbia milii

Tal vez sea un caso digno de estudio para Sigmund Freud, padre del psicoanálisis, y daría para una indagación meticulosa acerca del significado de las plantas. Aunque no tengo claro si habría que analizar el significado popular de muchas flores, que daría para un tema extenso sin duda, o el caso de cada individuo en particular, que quizás no queremos descubrir.
Vamos por partes, el nombre popular de Euphorbia milli, el conocido por todos, es Corona de Cristo. Su tallo, que generalmente crece muy ramificado y es de color castaño, se encuentra interrumpido por abundantes espinas estipulares de color gris. Sin embargo, el origen de este arbusto que puede alcanzar algo más de un metro de altura se ubica en Madagascar, muy lejos de donde ocurrió la pasión. Pero bueno, es un tema que está asociado el subconsciente colectivo.
La otra parte, mi apreciación particular sobre las flores y los besos. A ver, para empezar lo que yo he llamado flores, en realidad son brácteas super llamativas. El cartel luminoso de neón que comentaba. Los tallos de Euphorbia milii acaban en una cima ramificada en dicotomía, es decir, dos partes, que a su vez presentan un número par de ciatios, que es una estructura que aparenta tener una única flor pero en realidad posee varias flores. Una exclusividad botánica de la familia Euphorbiaceae.
Los dos, cuatro u ocho ciatios son sésiles, no tienen soporte, y de ahí parten un par de brácteas con formas de labios dispuestos a besar y que pueden ser de color rojo, amarillo o blanco. A mi me llaman especialmente la atención los rojos, claro. Pero a los insectos polinizadores, que son las verdaderas víctimas de esta atracción floral, la opción de color les da igual para llegar a las flores que se encuentran dentro de la brácteas.
El resto de Euphorbia milii no suscita interés en el psicoanálisis, o al menos eso pienso. Ya hemos visto que es algo que puede depender del subconsciente particular. Las hojas son alternas, también son sésiles y aparecen en forma ovada u ovada elíptica, con borde entero y color verde intenso. En períodos secos puede perderlas, algo que en donde vivo es lo frecuente debido al largo verano que vivimos durante gran parte del año.
En lo que a jardinería estrictamente se refiere, Euphorbia milii se puede encontrar cultivada en macetas en un patio o plantada en el parterre de un jardincillo de barrio. También existe alguna posibilidad de encontrarla formado espinosos setos, ya que admite muy bien la poda y es sumamente resistente a la sequía. Además, las flores, brácteas, labios, besos, que tanto llaman la atención tienen la virtud de florecer prácticamente todo el año aunque, por supuesto, será en primavera cuando brille con más intensidad el luminoso de neón.

Espinas en el tallo de Euphorbia milii
Espinas en el tallo de Euphorbia milii

Te puede interesar:
Sígueme en:
También puedes leer:
Gracias por perder unos minutos de tu tiempo leyendo este post.

8 comentarios:

  1. Muy buena la comparación, realmente sus brácteas "flores" suelen llamar bastante la atención y como bien dices las de color neón las que más. Tengo un par de ellas en macetero y realmente son plantas que no dan trabajo alguno.
    Te deseo buen fin de semana José Luis.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Por aquí abundan en parterres de jardines de barrio y alguna mediana ajardinada pública. Una planta muy resistente a la vez que ornamental. Un abrazo Juan.

      Eliminar
  2. Me hace gracias la comparación que por más alla en ese pensamiento esas espinas tan interesantes parece indicar lo inalcanzable que pueden llegar a ser esos besos pero que afortunadamente no influye a los polinizadores. Me ha parece estupenda mas que la descripción en sí, la argumentación en su defensa. Muchas gracias.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es que es casi imposible que algunas plantas no sean recurrentes y que siempre te llamen la atención... aunque es algo personal, claro. Un saludo Raúl.

      Eliminar
  3. que maravilla he aprendido mucho fue como una clase de naturaleza en mi vida gracias

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es una planta muy curiosa y con aspectos botánicos notables. Me alegro de que te parezca interesante el artículo. Un saludo Recomenzar.

      Eliminar
  4. José Luis esta es una planta que siempre me gusto y me llama la atención, pero que nunca compre, me parece que no le gustará mi tierra y además sus espinas me dan un poco de respeto. Genial tu comentario. Muchas gracias. Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues es super rústica además de ornamental. Eso sí, las espinas son de cuidado por eso se utiliza a veces para cerramientos. Un saludo Lola.

      Eliminar