5 de diciembre de 2019

No hay exclusividad en la forma llorona de un árbol


Con este titular estoy pareciendo un poco negativo ¿no? ¡Vaya! ¡Otra vez! Bueno, voy a centrarme e ir al grano porque lo que quiero es hablar del falso pimentero (Schinus molle) un árbol de hoja perenne y con un porte de copa “llorón” de un gran valor ornamental. Una especie arbórea de parques, jardines e, incluso, rotondas de tráfico que nada tiene que envidiar al mismísimo sauce llorón (Salix babylonica).


Falso pimentero (Schinus molle
Imagen de sarangib en Pixabay

Las especies arbóreas con forma caída o “llorona”, son una serie de árboles que poseen un porte característico que provoca que sus ramas y sus hojas tengan la apariencia de estar congeladas en un eterno desprendimiento. El más conocido de estos árboles es el sauce llorón. Crece en lugares donde existe una elevada humedad en el suelo (cercano a ríos y lagos), y prefiere una climatología más propia del norte de la Península Ibérica.
En cambio, en el sur es más frecuente contemplar plantaciones de falso pimentero (Schinus molle), que como he comentado y, a diferencia del sauce, es un árbol de hoja perenne. Es una especie vegetal de origen americano, concretamente del sur de Brasil, Uruguay y una amplia zona del noreste de Argentina. Se introdujo como árbol ornamental en jardines de clima mediterráneo por su rusticidad y tolerancia a la sequía. También porque al ser de hoja perenne no había que despreciar la capacidad de dar sombra todo el año en lugares calurosos.
El nombre del género Schinus significa lentisco, es decir, que hace referencia a otra especie vegetal (Pistacea lentisco). El motivo es que produce una resina parecida a la de este arbusto. El falso pimentero es un árbol de porte medio con una corteza muy rugosa de color marrón o gris y que se encuentra adherida a un tronco que se retuerce abruptamente sobre si mismo. Las hojas son compuestas y alternas, con folíolos alargados de entre 2 y 8 centímetros. La flores son pequeñas, se agrupan en una inflorescencia terminal y son de color amarillo. La floración se produce en primavera y parte del verano, pero no posee una elevado valor ornamental. Los frutos son unas pequeñas drupas de unos 7 milímetros de un intenso color burdeos muy llamativo y que son un sucedáneo de la pimienta, de ahí le viene el nombre “pimentero”.
Cerca de donde vivo, hace años, existía una amplia rotonda que albergaba unos 7 u 8 ejemplares de falso pimentero. Formaban un bosquecito muy singular que, a pesar de ser una isla en medio del gris del asfalto, a mi me recordaba a un bosque sacado de un cuento de hadas. Y quizás esa sea la mayor virtud en un jardín de una agrupación de S. molle; son capaces de crear un entorno mágico. Lamentablemente, se ve que era “necesario” abrir una calle en medio de la rotonda para facilitar el tráfico y fue un poco triste ver como apeaban a aquella comunidad tan singular de árboles. Hoy en día, la rotonda sigue ajardinada pero formada por tres medianas independientes y ha perdido aquel encanto que la hacia tan especial.
La característica anatomía de los pimenteros los hacen especialmente sugerentes para el diseño de jardines. En aquellas épocas del año en que es más complicado encontrar flores u otros aspectos atractivos, no debemos obviar la forma de copa que presentan los falsos pimenteros en el jardín. Su porte, esa estructura, debe ser un recurso a tener en cuenta para el diseñador de jardines porque puede aportarnos un valor añadido al espacio verde.


Frutos de falso pimentero 
 Fuente imagen wikimedia commons
Te puede interesar:

Sígueme en:
También puedes leer en este blog…
Gracias por perder unos minutos de tu tiempo leyendo este post.

6 comentarios:

  1. Es un árbol que me gusta bastante pero para emplazar en determinadas zonas o sitios, más que nada por lo mucho que suelen manchar ya que en cualquier época del año desprenden tanto hojas como con la llegada de sus flores y luego frutos. Tuve 4 ejemplares ya grandes pues cuando compre esta finca ya estaban y eran bastante grandes. A los pocos años tuve que quitarlos pues teníamos fosas sépticas ya que en aquella época todavía no teníamos alcantarillado y sus raíces invadían las fosas que faltaba poco para que asomaran por los cuartos de baño. Lamentablemente no tuve otra opción pero con el paso del tiempo me di cuenta que esa zona no había sido la más adecuado para ellos, ya que era una zona de mucho paso y estaba día si día también barriendo. Pero reconozco que es un árbol duro no, durísimo, rustico y de una bella silueta.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Una planificación previa del diseño del jardín hubiera evitado los inconvenientes que tuviste con los pimenteros. Los encontraste ya en lugar equivocado y en tu caso no había muchas opciones. En cuanto al mantenimiento (desprendimiento de flores, hojas y frutos), todas las especies arbóreas van a desprenderse de restos vegetales y no podemos pretender tener una naturaleza aséptica. Siempre tendremos que dedicarnos a realizar limpieza 😅 Un saludo Juan. Es un placer leer todas las experiencias que acumulas de tu jardín.

      Eliminar
  2. Me parece una ficha muy completa y muy merecida para el falso pimentero que a veces lo tenemos muy olvidado pero que en mi zona no es nada difícil de ver. Muchas gracias por la información. Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En mis artículos intento huir de la típica ficha técnica y darle un enfoque más "cálido" a la botánica, que no deja de ser una ciencia, contando una historia. Creo que de esta forma se conecta con el lector y se divulga mejor el conocimiento botánico. Me alegro que te guste Raúl 😊 Un saludo.

      Eliminar
  3. Es un árbol muy popular, también hay muchos por la zona en la que vivo. Pero en jardines más grandes que el mío. Siempre me ha gustado, me encantan los árboles de porte llorón.
    Un saludo, Jose Luis!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegro de que te guste el pimentero. Si te soy sincero, desde que publiqué este artículo han aparecido varias voces críticas con los problemas de mantenimiento que da 😅 y es agradable encontrar alguien que lo aprecie. Supongo que la jardinería no se encuentra exenta de ser un libro en blanco en cuestión de gustos 🤷‍♂️ Un saludo Mónica.

      Eliminar